17.01.2018

Ignialight lanza la temperatura de color 2200ºK para una iluminación exterior sostenible

La nueva temperatura de color Ámbar White Led (2200K) y el led PC-Ámbar hacen que el pico de emisión de los 440ºm prácticamente desaparezca.

Ignialight apuesta por ofrecer en todas sus luminarias de vial una nueva temperatura de color 2200ºK (Ámbar White), creada especialmente para una iluminación eficiente, sostenible y favorable para el medio ambiente para preservar el entorno natural y la fauna que habita alrededor de las zonas iluminadas.

Luminaria de vial Ámbar White led (2200K)

Todas las temperaturas de color blancas (6500K, 4000K, 3000K) emiten un pico en el espectro electromagnético alrededor de los 440Nm. Este pico contiene la luz azul que afecta a la fauna nocturna y al medio ambiente e incrementa, además, la contaminación lumínica. 

En la nueva tecnología Ámbar White 2200K introducida por Ignialight, este pico de emisión se reduce notablemente a niveles similares al VSAP (Vapor de Sodio de Alta Presión), siendo una temperatura de color aceptada para espacios urbanos que limitan con las zonas de mayor restricción medioambiental E2, E3 y E4.

Con el nuevo Ámbar White led (2200K) se amplia el abanico de temperaturas de color de las luminarias de vial, que pasan a generar una iluminación más respetuosa con el medio ambiente, el entorno y la fauna. 

Led PC-Ámbar (1800K) con mínimo pico de emisión

En el led PC-Ámbar (~1800K) desaparece por completo el pico de emisión alrededor de los 440 Nm y se consigue la mayor reducción del nivel de contaminación lumínica y de afectación al medio ambiente y a los animales nocturnos.

La tecnología led PC-Ámbar está aceptada para ser instalada en zonas de alta protección y restricción lumínica E1, E2, E3 y E4. Su implantación permite reformar la iluminación de las zonas que hasta ahora solamente admitían VSAP.

Ignialight trabaja la luz en todos sus efectos y gradaciones para conseguir entornos lumínicamente óptimos que aporten bienestar a las personas y tengan un impacto positivo sobre la naturaleza, una vez más nos demuestra, que no es necesario iluminar más, sino mejor.

 
 
Comité Español de Iluminación